hijo come fruta

¿Que hacer si mi hijo no come fruta?

 

Las frutas son un alimento muy sano y completo que aportan a los niños fibra, agua, vitaminas y minerales, protegiendo su salud y asegurando su crecimiento. Si tu hijo detesta la fruta, te damos unos cuantos trucos para asegurarte de que la come.

Desde los 6 meses puede comer fruta. Empieza en ese mismo momento a darle papillas de manzana, naranja, pera, plátano… Acostúmbrale al sabor de la fruta y, a medida que se haga a esos sabores, introduce nuevos.

– En cuanto pueda masticar, dale pequeños trozos de fruta para que se habitúe a su textura. Deja que los coja en la mano y se los vaya comiendo poco a poco.

– Los zumos suelen ser más fáciles de tomar; dale zumos naturales para desayunar y merendar, sin azúcar.

– Prueba diferentes recetas y formas de presentación: brochetas de frutas, macedonia, bizcocho de naranja, tarta de manzana, etc.

– Tienes que intentar que coma todo tipo de frutas, ya que cada una aporta unos nutrientes distintos.

– Si un día se niega a merendar fruta, déjale sin merienda, no le des un bollo con tal de que coma. Así solo lograrás que aprenda que puede obtener lo que quiere. Tampoco debes gritarle ni castigarle, réstale importancia para que no juegue contigo.

– Cuando traigas la fruta de la compra, pídele que te ayude a colocarla y explícale qué tipo de fruta es cada una, a qué sabe, sus propiedades…

– Muchas veces, cuando se guarda en la nevera, el problema es que está muy fría. Sácala un rato antes de que se la vaya a comer o caliéntala un poco al baño María.

Haz que la fruta le resulte atractiva y divertida: haced dibujos, collage con fotos, cuéntale cuentos en los que aparezcan frutas… Es importante que no relacione la fruta con experiencias desagradables.